Los beneficios del Muérdago

muerdago, visco album

El muérdago (Viscum album) es más que un símbolo simbólico de la temporada navideña de invierno. Hay más de 1300 especies identificadas de muérdago en todo el mundo, pero es el muérdago europeo el que se ha utilizado durante siglos por sus beneficios para la salud.

Las bayas, las hojas y los tallos del muérdago europeo se utilizan con muchos fines medicinales, que incluyen estimular el sistema inmunológico , aliviar la ansiedad / depresión y mejorar la salud cardiovascular. También es una terapia complementaria popular para los tratamientos del cáncer en muchas partes del mundo.

Beneficios

El muérdago se ha estudiado por varios posibles beneficios para la salud.

Ansiedad / Estrés

Sentir algo de ansiedad es una parte normal de la vida que puede ser causada por eventos de la vida, como un examen próximo o una fecha límite laboral. Pero para algunos, la ansiedad es persistente y continua, y puede tener un impacto tremendo en la vida cotidiana.

El muérdago es una nervina eficaz, una hierba que apoya, calma y fortalece el sistema nervioso, para ayudar a calmar la ansiedad. Varios estudios han demostrado que el muérdago es eficaz para reducir la depresión y la ansiedad en pacientes con cáncer.

Una buena noche de sueño es importante no solo para la salud física, sino también para la salud mental, y puede ser de gran ayuda para controlar la ansiedad. El muérdago se ha utilizado durante mucho tiempo como un remedio herbal para mejorar el sueño. Los componentes químicos de la hierba liberan neurotransmisores (p. Ej., Dopamina) que calman el sistema nervioso y promueven un sueño reparador.

Cuidado del cáncer

El muérdago es una de las terapias alternativas más investigadas para las personas que viven con cáncer. Y por una buena razón: las investigaciones muestran que el muérdago puede estimular el sistema inmunológico para ayudar a combatir el cáncer.

Los extractos de muérdago tienen actividad anticancerígena, ya que el muérdago inhibe la proliferación (diseminación) de las células cancerosas e incluso mata las células cancerosas existentes. Muchos estudios de investigación demuestran que el muérdago es eficaz para mejorar la calidad de vida de los pacientes con cáncer.

También se ha demostrado que mejora los recuentos sanguíneos e incluso reduce el tamaño de los tumores.  Algunos estudios muestran que el muérdago puede reducir síntomas dolorosos como náuseas, pérdida de apetito, dolor, fatiga y depresión / ansiedad después de los tratamientos de quimioterapia .

Salud cardiovascular

A medida que el cuerpo envejece, las arterias del cuerpo se vuelven más duras y más pequeñas (aterosclerosis ), lo que provoca un aumento de la presión arterial. Cuanto más alta es la presión arterial, mayor es el riesgo de una persona de sufrir una enfermedad cardíaca.

El muérdago es una hierba «hipotensora», lo que significa que puede disminuir la presión arterial y reducir la presión sobre el sistema cardiovascular, lo que ayuda a prevenir enfermedades coronarias y accidentes cerebrovasculares.

La investigación muestra que el muérdago tiene efectos antioxidantes, lo que ayuda a mejorar la circulación y protege el tejido cardíaco y los vasos sanguíneos.

El  muérdago también ha demostrado que ayuda a regular el ritmo del corazón, con la capacidad de fortalecer tanto un pulso débil y lento pulso rápido.

Apoyo al sistema inmunológico y la salud respiratoria

¿Sientes que se acerca un resfriado? El muérdago puede ayudar. Con sus propiedades antioxidantes, antibacterianas y antivirales, el muérdago estimula y apoya el sistema inmunológico, ayudando a combatir las enfermedades.

Aunque no hay mucha investigación en humanos, se ha demostrado que el muérdago calma afecciones respiratorias como el asma en estudios con animales. Las propiedades calmantes de los nervios del muérdago pueden calmar el sistema respiratorio y aliviar la inflamación y la irritación de los bronquios, ayudando a calmar la tos persistente.

El muérdago también puede aliviar la opresión en el pecho y aliviar los dolores de garganta.

Inflamación

Los seres humanos han estado usando tinturas de muérdago durante cientos de años para ayudar a reducir la inflamación tanto dentro como fuera del cuerpo. La investigación científica respalda las historias anecdóticas. Las propiedades antiinflamatorias y antioxidantes de la planta la convierten en una excelente candidata para ayudar a tratar afecciones inflamatorias crónicas como la artritis.

La inflamación es la respuesta del cuerpo a una infección, lesión o enfermedad, y la inflamación crónica puede provocar afecciones autoinmunes que afectan la calidad de vida. Está científicamente probado que el extracto de muérdago reduce la inflamación y mejora la calidad de vida.

La investigación muestra que el extracto de muérdago también puede aliviar los problemas gastrointestinales causados ​​por la inflamación y mejorar la salud digestiva.

Diabetes

El muérdago se ha utilizado tradicionalmente durante generaciones para ayudar a equilibrar los niveles de azúcar en sangre. Algunas investigaciones muestran el potencial del muérdago en el tratamiento de la diabetes gracias a sus propiedades antidiabéticas.

Los investigadores encontraron que el muérdago tiene la capacidad de reducir los niveles de glucosa en sangre. La investigación en modelos animales muestra que el muérdago reduce los niveles de glucosa en sangre en el cuerpo y estimula la producción de insulina en las células pancreáticas, lo que ayuda a disminuir la gravedad de la diabetes y a regular los niveles de azúcar en sangre.

Un estudio sugiere que el extracto de muérdago puede proteger las células del hígado del daño de los radicales libres que a menudo se observa en pacientes diabéticos. Se necesitan más estudios para comprender el papel del muérdago en el equilibrio de los niveles de glucosa en humanos.

Posibles efectos secundarios

Cuando se usa en las cantidades recomendadas, el muérdago rara vez se asocia con efectos secundarios. Los posibles efectos secundarios, que generalmente se experimentan cuando la dosis es demasiado alta, incluyen náuseas, vómitos, diarrea, presión arterial baja o mareos.

Las formas inyectables de muérdago, como las que se recetan a los pacientes con cáncer, pueden causar dolor e inflamación en el lugar de la inyección, pero por lo demás no se han asociado con efectos secundarios graves.

No se recomienda el uso del muérdago en niños o en personas embarazadas o en período de lactancia. Es importante hablar con un proveedor de atención médica antes de usar el muérdago, especialmente si está tomando algún medicamento recetado.

El muérdago puede estar contraindicado con muchos medicamentos, incluidos anticoagulantes, antidepresivos, medicamentos para enfermedades cardíacas y presión arterial alta.

Solo el muérdago europeo se puede utilizar con fines terapéuticos, ya que el muérdago americano no es seguro. Evite consumir muérdago crudo de cualquier variedad, ya que puede ser venenoso e inducir vómitos, convulsiones, ritmo cardíaco lento e incluso la muerte.

Dosificación y preparación

Debido a la potencia del muérdago, es mejor comenzar con pequeñas cantidades para alcanzar el efecto deseado. El muérdago está disponible en tiendas naturistas y en línea como extracto líquido, hierba seca y en bolsitas de té preparadas previamente.

Siga todas las dosis recomendadas en las etiquetas de los productos de muérdago disponibles comercialmente. El muérdago seco que se usa para hacer té se recomienda a no más de 10 gramos por día.

Receta de té de muérdago:

Remojar 1-2 cucharaditas de hierba de muérdago seca en una taza (250 ml) de agua hirviendo.
Deje reposar durante 5-10 minutos.
Consumir 1-2 tazas por día.

Compartir