Las maravillas del ácido hialurónico

Piel, acne, probioticos, acido hialuronico

¿Qué es?

El ácido hialurónico (AH) es un polisacárido natural, básicamente, una molécula compleja de azúcar. En nuestros cuerpos, el AH se encuentra en nuestros tejidos conectivos, epiteliales y neurales (incluidos nuestros corazones, piel y articulaciones). No es exclusivo de los humanos, también se encuentra en otros animales, así como en bacterias y algas.

Nuestros cuerpos crean AH, con una tasa de rotación muy rápida. Sin embargo, producimos menos a medida que envejecemos.

¿Cuales son los beneficios?

Los científicos todavía están estudiando todas las maravillas de AH. Aunque es necesario realizar más investigaciones, se cree que el ácido hialurónico ayuda:

piel hidratada y flexible
lubricar y amortiguar nuestras articulaciones
curación de heridas en el cuerpo, incluso para las personas con diabetes
proteger las células actuando como un poderoso antioxidante
con infecciones de oído

¿Cómo puedes conseguir más?

Suplementos

Los suplementos de ácido hialurónico están ampliamente disponibles y son la forma más eficaz de obtener más AH. Existen suplementos orales, así como inyecciones para articulaciones con osteoartritis. Aquellos que estén considerando suplementos o inyecciones deben hablar con su médico para asegurarse de elegir la opción correcta para sus necesidades únicas.

Alimentos

El ácido hialurónico también se encuentra en los alimentos, aunque no en dosis terapéuticas. Dado que el ácido hialurónico está presente en los tejidos animales, también existe en los productos animales que comemos. Otros alimentos pueden ayudar a aumentar la producción de ácido hialurónico, aunque la investigación aún está en pañales.

Caldo de hueso

Los científicos creen que nuestros antepasados ​​comieron versiones de caldo de huesos hace más de 10,000 años. La versión actual es un caldo que normalmente se hace hirviendo a fuego lento huesos de animales como pollos o vacas. Se cree que el caldo de huesos contiene proteínas, colágeno y ácido hialurónico, junto con otros nutrientes, aunque el contenido de nutrientes exacto varía. Cuando sea posible, opte por el caldo elaborado con animales criados de forma orgánica y ética.

Moluscos

El ácido hialurónico se encuentra en los moluscos, incluidos los mariscos como las almejas, las ostras y las vieiras. Asegúrese de elegir mariscos de origen sostenible siempre que sea posible.

Cítricos

Los cítricos pueden ayudar a aumentar los niveles de ácido hialurónico. Un estudio in vitro de 2019 encontró que los extractos de cáscara de Citrus unshiu secos fermentados (comúnmente conocido como mandarina satsuma) ayudaron a inducir la producción de ácido hialurónico en las células de la piel humana. Los investigadores esperan que este ingrediente pueda ayudar a reducir la inflamación y mejorar la humedad de la piel.

Alimentos que contienen magnesio

El magnesio ayuda a la síntesis de ácido hialurónico en el cuerpo. Según un estudio de 2012 publicado en la Revista Internacional de Investigación en Química y Medio Ambiente, «la falta de magnesio en la dieta puede ser parte de la causa de los niveles bajos de ácido hialurónico». Desafortunadamente, muchos de nosotros no consumimos suficiente magnesio.

Los alimentos ricos en magnesio incluyen semillas de calabaza, cacao, semillas de sésamo, nueces y soja, así como frutas y verduras como patatas (con piel), espinacas, judías verdes y plátanos.

Soja

Además de tener un alto contenido de magnesio, la soja contiene fitoestrógenos que pueden aumentar la producción de ácido hialurónico. El tofu es un alimento excelente y saludable para incorporar a su dieta. También puede probar edamame, tempeh y otros alimentos de soya.

Alimentos que contienen zinc

Los niveles bajos de zinc se han asociado con niveles bajos de ácido hialurónico en el cuerpo. Ejemplos de alimentos ricos en zinc incluyen semillas de calabaza, cacahuete, carne de ternera y ostras.

Ácido hialurónico tópico

Aproximadamente el 50 por ciento del ácido hialurónico total en nuestro cuerpo se encuentra en nuestra piel, donde retiene muchas veces su peso en agua. Como resultado, es un ingrediente clave en muchos productos tópicos para la piel para ayudar a mejorar las arrugas, la hidratación y la elasticidad de la piel.

Puede derivarse de fuentes naturales o de fuentes sintéticas (fabricadas en un laboratorio). Hay opciones veganas disponibles. El ácido hialurónico se puede encontrar en cremas, sueros, nieblas, limpiadores y otros productos para el cuidado de la piel.

Cada producto tendrá instrucciones específicas a seguir; sin embargo, estos son algunos consejos generales.

La superposición de productos es clave. Coloque una capa de suero debajo de la crema y aplique productos que contienen ácido hialurónico sobre la piel húmeda.

Es posible que vea el término «hialuronato de sodio» en la etiqueta del producto. Esa es la forma de sal de ácido hialurónico, que es más estable y resistente a la oxidación, así como más soluble en agua.

Pruebe una concentración baja para comenzar y haga una prueba de parche. Sin embargo, este ingrediente suele ser bien tolerado y no irritante, incluso para personas con acné o piel sensible.
Como siempre, evite los productos con rellenos innecesarios y fragancias artificiales.


Compartir