Guía para controlar el dolor lumbar

osteoporosis, dolor lumbar, reumatismo

El dolor de espalda es un lastre, especialmente cuando interfiere con las actividades cotidianas, como ponerse los zapatos, sentarse cómodamente frente a la computadora durante un día completo de trabajo o jugar con sus hijos. ¡Pero no estás solo!

El dolor de espalda es muy común y, por lo general, desaparece por sí solo con el tiempo, el ejercicio adecuado y la terapia. Una vez que se haya recuperado del dolor de espalda, es importante trabajar para mantener la espalda fuerte y saludable. Con toda la nueva investigación centrada en la fuerza y ​​el movimiento funcional, así como todas las rutinas de acondicionamiento físico diseñadas para desarrollar un núcleo y una espalda fuertes, ahora es más fácil que nunca mantener la salud de la espalda.

¿Cuáles son cinco hábitos saludables para prevenir el dolor lumbar?

  1. Sigue moviéndote.

Evite sentarse o pararse en la misma posición durante un período de tiempo prolongado. A la columna le gusta el movimiento, por lo que es una buena idea levantarse o cambiar de posición cada 30 minutos a una hora. Considere usar un escritorio para sentarse y pararse como una herramienta para alentarlo a cambiar de posición con más frecuencia.

  1. Adopte una buena postura.

Tu mamá tenía razón al molestarte por encorvarte. No solo se ve mal, es terrible para la espalda y el cuello. Cuando esté de pie, mantenga la cabeza en alto, los hombros hacia atrás y los músculos centrales comprometidos. Es realmente importante hacer lo mismo cuando está sentado o trabajando en la computadora: la cabeza hacia arriba, los hombros hacia atrás y los músculos del estómago trabajando para sostener la espalda. Consiga una silla mejor, un respaldo o ajuste el monitor de su computadora para evitar encorvarse o estirar el cuello hacia adelante.

  1. Doble de la manera correcta.

Aprender la forma correcta de doblarse, desde las caderas (lo que se denomina bisagra de la cadera) en lugar de hacerlo desde la espalda, lo ayudará a evitar los brotes de dolor de espalda. Y si está levantando a un niño o incluso una bolsa de comestibles, use sus piernas para levantar, en lugar de hacer el trabajo con la espalda.

  1. Intente mantener posiciones neutrales.

Para la salud de la espalda a largo plazo, trate de recordar proteger su espalda manteniéndola en una posición neutral. ¿Qué es una posición neutral? Es el momento en que los músculos de la espalda no están flexionados o extendidos, por lo que hay menos posibilidades de que se tense la espalda.

  1. Fortalezca su espalda con ejercicio.

Su médico, fisioterapeuta, osteópata o quiropráctico puede enseñarle ejercicios que fortalecerán su postura y movimientos. Una vez que su dolor de espalda está bajo control.

¿Qué tipo de medicamento o tratamiento puede ayudarme con el dolor de espalda?

Los tratamientos no quirúrgicos, como el estiramiento, la manipulación quiropráctica y la acupuntura, son las primeras opciones para resolver su dolor de espalda. Es muy importante encontrar un fisioterapeuta, quiropráctico o acupunturista de calidad que lo escuche. Este tipo de terapias pueden ser muy efectivas, especialmente cuando se combinan con ejercicios que puedes hacer en casa.

Se pueden usar analgésicos de venta libre, como ibuprofeno, durante la primera fase muy aguda del dolor para ayudar a aliviar el dolor. Si un tratamiento no alivia su dolor dentro de cuatro a seis semanas, es una buena idea consultar a su médico para obtener ayuda para resolver su dolor. Es posible que quieran probar relajantes musculares para aliviar el dolor a medida que se recupera la espalda.

¿Cuál es la perspectiva a largo plazo para alguien con dolor de espalda?

Recuperarse del dolor lumbar requiere tiempo, paciencia y dedicación para hacer ejercicios y cuidados personales. Asegúrese de seguir adelante con su plan de rehabilitación, incluso después de que el dolor haya remitido. Ser consciente de su espalda y fortalecerla como parte regular de su rutina de ejercicios evitará los brotes y hará que su espalda se sienta bien a largo plazo.

Compartir