El extracto de espinaca disminuye los antojos y ayuda a perder peso

¿Es la espinaca la mejor ayuda para perder peso?

Una bebida verde que contenga extracto de espinaca podría disminuir los antojos de alimentos poco saludables y lo mantendrá lleno por más tiempo, afirman los científicos.

Investigadores de la Universidad de Lund en Suecia dicen que el suplemento natural puede reducir lo que denominan «hambre hedónica» hasta en un 95% de los usuarios y aumenta la pérdida de peso hasta en un 43%.

El hambre hedónica es otro término para los antojos que muchas personas experimentan por alimentos poco saludables como dulces o comida rápida, una causa común de obesidad y hábitos alimenticios poco saludables. El estudio muestra que la ingesta de sustancias en el extracto de espincach conocidas como tilacoides refuerza la producción corporal de hormonas de la saciedad y suprime los antojos poco saludables, lo que conduce a un mejor control del apetito, hábitos alimenticios más saludables y una mayor pérdida de peso.

Los tilacoides están presentes en la mayoría de las plantas verdes y participan en el proceso de fotosíntesis; contienen clorofila y otros pigmentos y actúan como antenas para capturar la energía luminosa de la luz solar.

“Nuestros análisis muestran que tomar una bebida que contenga tilacoides antes del desayuno reduce los antojos y te mantiene más satisfecho durante todo el día”, dice Charlotte Erlanson-Albertsson, profesora de Medicina y Química Fisiológica en la Universidad de Lund.

Solo un trago al dia

El estudio publicado en la revista Appetite involucró a 38 mujeres con sobrepeso y duró tres meses. Todas las mañanas, antes del desayuno, los participantes tomaron una bebida verde. La mitad de las mujeres recibió 5 gramos de extracto de espinaca y la otra mitad, el grupo de control, recibió un placebo. Los participantes no sabían a qué grupo pertenecían; las únicas instrucciones que recibieron fueron llevar una dieta equilibrada que incluyera tres comidas al día y no seguir ninguna otra dieta.

“En el estudio, el grupo de control perdió un promedio de 3,5 kg, mientras que el grupo que recibió tilacoides perdió 5 kg. El grupo de tilacoides también descubrió que era más fácil ceñirse a tres comidas al día y no experimentaban ningún antojo ”, dijo Erlanson-Albertsson.

Conectando el intestino y el cerebro

La clave es la sensación de saciedad y la supresión del hambre hedónica, frente al hambre homeostática que se ocupa de nuestras necesidades energéticas básicas.

Los alimentos procesados ​​modernos se descomponen tan rápidamente que las hormonas en los intestinos que envían señales de saciedad al cerebro y suprimen los antojos no pueden mantener el ritmo. Las membranas de las hojas verdes ralentizan el proceso de digestión, dando tiempo a las hormonas intestinales para que se liberen y comuniquen al cerebro que estamos satisfechos.

Erland-Albertsson añade: “Se trata de aprovechar el tiempo que lleva digerir nuestros alimentos. No hay nada de malo en nuestro sistema digestivo, pero no funciona bien con la comida moderna ‘pre-masticada’. Los tilacoides prolongan la digestión produciendo sensación de saciedad. Esto significa que podemos seguir la dieta para la que estamos destinados sin bocadillos y alimentos innecesarios como dulces, patatas fritas y demás «


Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *