El brócoli podría ser un arma secreta contra la diabetes

Propiedades Brocoli

El extracto concentrado de brotes de brócoli puede ayudar a las personas con diabetes tipo 2 a controlar el azúcar en sangre, según un nuevo estudio.

Los hallazgos podrían ofrecer una alternativa muy necesaria para abordar la afección, que se ha convertido en una epidemia mundial.

La diabetes tipo 2, la forma más común de diabetes, afecta a más de 300 millones de personas en todo el mundo. Para aquellos con la enfermedad que también son obesos, el exceso de grasa en el hígado puede hacer que el cuerpo sea menos sensible a la hormona insulina, lo que puede dificultar que el hígado ayude a regular los niveles de azúcar en sangre.

Normalmente, la insulina, que es producida por el páncreas, estimula al hígado para que extraiga la glucosa del torrente sanguíneo y la almacene para su uso posterior.

Cuando las drogas no funcionan

Se suele recomendar a las personas con diabetes tipo 2 que cambien su dieta para ayudar a controlar sus niveles de azúcar en sangre. A algunos se les administra el medicamento metformina, aunque alrededor del 15% de los pacientes con diabetes tipo 2 no pueden tomar el medicamento. Esto se debe a que tienen una función renal reducida y la metformina puede aumentar el riesgo de una acumulación no saludable de ácido láctico (acidosis láctica), que puede causar malestar abdominal, respiración superficial, dolor o calambres musculares y cansancio.

Buscando un camino más viable hacia adelante, Annika Axelsson, profesora asistente de la Universidad de Gotemburgo en Suecia y sus colegas, utilizaron tejido hepático de ratones diabéticos y análisis por computadora para identificar 1.720 genes asociados con la hiperglucemia, una condición en la que circula una cantidad excesiva de glucosa en la sangre.

Desactivar el gen de la diabetes

Este grupo se redujo aún más a una red de 50 genes vinculados que juntos dan como resultado niveles altos de glucosa en sangre. Esta red se convirtió en la denominada firma de enfermedad para la diabetes tipo 2.

Luego buscaron en una base de datos de medicamentos compuestos existentes que se sabe que bloquean la actividad de estos genes. El más prometedor de estos, el sulforafano, un compuesto natural que se encuentra en las verduras crucíferas, redujo la producción de glucosa de las células del hígado que crecían en cultivo y, en un experimento inicial con ratas diabéticas, alejó la expresión de genes hepáticos de un estado de enfermedad.

Luego, los investigadores administraron extractos concentrados de brotes de brócoli a 97 personas con diabetes tipo 2 en un ensayo aleatorio controlado con placebo de 12 semanas. Los brotes de brócoli son una fuente particularmente rica de glucorafanina, un compuesto que genera sulforafano cuando se mastica la planta o se ingiere la bebida.

Los participantes obesos con diabetes mal controlada se beneficiaron particularmente de la intervención del brote de brócoli.

En estos individuos, el sulforafano redujo la glucosa en sangre en ayunas en un 10% en comparación con los participantes del estudio que tomaron un placebo. Eso es suficiente para reducir el riesgo de que una persona desarrolle complicaciones de salud. Además, no causó los efectos secundarios, incluidos los problemas gastrointestinales que puede causar la metformina.

Estos datos en humanos son muy alentadores, aunque vale la pena recordar que la concentración de sulforafano ingerido fue alrededor de 100 veces la que se encuentra naturalmente en el brócoli, aproximadamente lo mismo que comer alrededor de 5 kg de brócoli al día.

Comentando el estudio, publicado en la revista Science Translational Medicine. Rosengren dijo: «Es muy emocionante y abre nuevas posibilidades para el tratamiento de la diabetes tipo 2».


Compartir